Meditaciones Eucarísticas - Santos Evangelios explicados por Jesús

Sintió compasión de ellos, pues estaban como ovejas que no tienen pastor, y se puso a enseñarles.   
Año B  - 16° Domingo en tiempo ordinario - Marcos 6:30-34

Evangelios explicados - mensajes, explicacion Jesus - Sintió compasión de ellos, pues estaban como ovejas que no tienen pastor, y se puso a enseñarles.30 Los apóstoles se reunieron con Jesús y le contaron todo lo que habían hecho y lo que habían enseñado.
31 El, entonces, les dice: Venid también vosotros aparte, a un lugar solitario, para descansar un poco. Pues los que iban y venían eran muchos, y no les quedaba tiempo ni para comer.
32 Y se fueron en la barca, aparte, a un lugar solitario.
33 Pero les vieron marcharse y muchos cayeron en cuenta; y fueron allá corriendo, a pie, de todas las ciudades y llegaron antes que ellos.
34 Y al desembarcar, vio mucha gente, sintió compasión de ellos, pues estaban como ovejas que no tienen pastor, y se puso a enseñarles muchas cosas.

Evangelios explicados por Jesús - 16° Domingo en tiempo ordinario
Que tan hermoso es para mí escuchar el alma que viene en su humildad a relatarme su vida, aunque Yo ya la conozco, hay cierta atracción en esa pequeñez que me endulza el oído, es la simpleza de corazón que me atrae y me llena de gozo. Así como un niño viene a su madre relatándole historias para su deleite, yo escucho feliz las quejas, las hazañas y las esperanzas de cada alma.

Permitan que los niños vengan a mí, porque de ellos es el reino de los cielos, vuelvo y lo repito, hay si todos vinieran a mí como los niños, si pudieran cambiar los corazones de piedra por la ternura infantil, el mundo cambiaría. Como un niño escucha atentamente las instrucciones de sus padres, así me escucha el alma que con humildad viene a Mí. Yo soy el gran maestro del alma, aquel que desea mi enseñanza debe compartir su vida conmigo, debe poner toda su confianza en mí y escucharme atentamente para que pueda aprender.

Es notorio ver como los jóvenes llegan a un estado de madurez mental cuando rechazan las enseñanzas de los padres y se van en contra de los principios morales y sanos que aceptaron en su inocencia. Es muy triste ver como este cambio de niño a adulto lleva a una seguridad falsa en contra de las enseñanzas buenas de la infancia.

Así mismo el alma de un niño aprende a conocer a Dios inocentemente y con una fe sin barreras, después llega el intelectualismo y los ejemplos del mundo a destruir esos cimientos fuertes de la vida espiritual. Por esta razón el alma tiene que ser sacudida para poder entender que se ha salido de su camino; mi espíritu reclama incesantemente hasta que algunos entienden mi llamado y resuelven cambiar.

El consejo que Yo le di a mis apóstoles fue el de buscar momentos de soledad para estar en oración, Yo lo practiqué y les di ejemplo, les enseñé que es en el interior donde se encuentra el Reino de los Cielos, es allí en esa morada interior, el altar del alma donde mi Espíritu habla y escucha, donde ocurre la transformación del ser humano, donde ustedes me pueden conocer.

En el templo del silencio, surge mi voz, en la oscuridad del alma yo revelo mi luz a los que siguen mi Palabra, “quédate quieto y sabe, que Yo soy Dios”.

Para poder aquietar el alma, es necesario alejarse de tantos eventos mundanos que quitan el tiempo, saturan la mente e infectan el corazón. El entretenimiento moderado es bueno, pero el hambre por las diversiones es gula que destruye el alma con pasión insaciable por el mundo. Yo les repito, ¿acaso no tienen una hora para pasar conmigo?, Yo soy el Señor del Domingo, el día de honrar a Dios, yo reclamo este día para atender la Santa Misa, para dedicarlo a la familia y al crecimiento espiritual, ¿pero en que se ha convertido? Al igual que todas mis fiestas de Semana Santa y Navidad, los domingos son días para dedicarlos a los dioses del mundo y ofenderme con la indiferencia.

Por esta razón, muchas almas no pueden aquietarse y gozar de los privilegios de los santos, por esto mi palabra es desperdiciada como las semillas que caen sobre las rocas, no pueden pelechar.

Sin embargo Yo no tengo nada en contra de nadie, ansiosamente espero el regreso de cada alma, felizmente doy mis enseñanzas a todos los que me quieren escuchar, Yo soy el Buen Pastor, el Maestro que espera puntualmente a sus alumnos, todos son invitados, Vengan, aprendan de mí, sean humildes como Yo, no desprecien el regalo que les ofrezco.

.......... Ayuda nuestro apostolado, comprando esta hermosa collección. enlace

Recibido by: José de Jesús y María

                             Santos evangelios explicados por Jesus - explicacion     If today you hear his word, harden not your heart.

Los santos evangelios explicados por Jesús
Apostolado del Trabajo de Dios
www.theworkofgod.org/spanish
Los Santos evangelios explicados por Jesus