Mensajes de Jesús, María y Dios el Padre


 

Messages from Jesus, Mary and God the Father - ebook

Libro electrónico de Mensajes de Jesús, María y Dios el Padre.
Para acceso completo los mensajes.
Visite página para descargar

Mensajes de Jesús, María y Dios el Padre - La más gloriosa morada de Dios  160   10/26/1995   La más gloriosa morada de Dios

Libros que disfruto leyendo. La Biblia, libros escritos por San Luís María de Montfort: Verdadera devoción a María y otros, también la Ciudad mística de Dios por la venerable María de Agreda.

Jesús:
Tu has recibido sabiduría con respecto a algunos de los misterios mi bendita madre, algunos a través de tus lecturas espirituales (*), algunos mas a través de las revelaciones del Espíritu Santo.
Mi madre es el ser mas perfecto que Dios ha creado, Ella es una verdadera reflexión de Dios, Ella ha sido llena con todos los atributos y perfecciones de Dios, Ella ha sido hecha la mas gloriosa morada de la Santísima Trinidad.
Ella glorifica a Dios más que toda la creación física y espiritual junta, puesto que Ella es la obra maestra de la creación, La mujer.
Cualquier orgullo y pecado que ofendió a Dios a través de los ángeles caídos y por los hombres, ha sido reparado a El por la humildad y el amor de Ella, por sus penas y por su obediencia. Por esto Ella es llena de gracia, la cual está disponible a toda la humanidad para permitirles que encuentren las perfecciones que les llevarán a glorificar a Dios.
De esta manera es como “Ella aplasta la cabeza de la serpiente” cuando libera la gracia de Dios que se le ha confiado.
Estar consagrado a mi madre es estar consagrado a Dios, porque Yo fui consagrado a Ella en mi humanidad y porque La Santísima Trinidad esta consagrada a Ella en la eternidad. Ella es la más gloriosa morada de Dios, Ella es la Ciudad de Dios, Ella es el Gozo de Dios. Ella también es tu cielo, tu esperanza y tu modelo.
Así que cuando tu vienes a mi madre, estás obedeciendo mis palabras “aquí esta tu madre”, Ella a su vez es obediente y gozosa de recibirte, “aquí esta tu hijo”, por que Ella te ama con el amor maternal de Dios.
Yo soy tu Dios y Salvador, pero Yo solo te salvo a través de la gracia dada en mi humanidad; esto es a través de mi cuerpo y sangre, el cual viene de mi madre, para que tú puedas reconocer su gran misterio, y para que puedas ser salvado a través de la gracia de Dios que solamente fluye hacia ti a través de sus regalos.
Vivir mi evangelio a la letra es imitar a María, la santa de Israel, la sin pecado.
Tal como Yo soy santo, Ella es santa, tal como Yo soy perfecto Ella es perfecta, y tal como Yo soy tu salvación, Ella es también tu salvación.
Dios le ha comandado a Ella que cuide de ustedes sus hijos, tal como Ella cuidó de mí su Hijo.
Ella está solamente haciendo su deber, Ella está ahora repitiendo humildemente sus palabras “hagan cualquier cosa que El les diga”
De esta manera es como “Ella aplasta la cabeza de la serpiente” cuando libera la gracia de Dios que se le ha confiado.
Estar consagrado a mi madre es estar consagrado a Dios, porque Yo fui consagrado a Ella en mi humanidad y porque La Santísima Trinidad esta consagrada a Ella en la eternidad. Ella es la más gloriosa morada de Dios, Ella es la Ciudad de Dios, Ella es el Gozo de Dios. Ella también es tu cielo, tu esperanza y tu modelo.
Así que cuando tu vienes a mi madre, estás obedeciendo mis palabras “aquí esta tu madre”, Ella a su vez es obediente y gozosa de recibirte, “aquí esta tu hijo”, por que Ella te ama con el amor maternal de Dios.
Yo soy tu Dios y Salvador, pero Yo solo te salvo a través de la gracia dada en mi humanidad; esto es a través de mi cuerpo y sangre, el cual viene de mi madre, para que tu puedas reconocer su gran misterio, y para que tu puedas ser salvado a través de la gracia de Dios que solamente fluye hacia ti a través de sus regalos.
Vivir mi evangelio a la letra es imitar a María, la santa de Israel, la sin pecado.
Tal como Yo soy santo, Ella es santa, tal como Yo soy perfecto Ella es perfecta, y tal como Yo soy tu salvación, Ella es también tu salvación.
Dios le ha comandado a Ella que cuide de ustedes sus hijos, tal como Ella cuido de mí su Hijo.
Ella está solamente haciendo su deber, Ella está ahora repitiendo humildemente sus palabras “hagan cualquier cosa que El les diga”

....................  
Mensajes de Jesús, María y Dios el Padre. Por favor ayuda nuestro apostolado. Haz una donación para obtener este libro para tu computador, celular o tableta, enlace

Recibido por José de Jesús y María
Apostolado del Trabajo de Dios
Mensajes de Jesús y María mjm©#160

 

El trabajo de Dios
www.theworkofgod.org/Spanish
 

 Mensajes de Jesús, María y Dios el Padre - La más gloriosa morada de Dios