El Trabajo de Dios

Santo Rostro - Flecha de oro

Santo Rostro - Flecha de oro

Autor: Sor María de San Pedro
Santo Rostro - Flecha de oro

Flecha de oro - Santo Rostro

Nuestro Señor se le apareció a Sor María de San Pedro, una monja carmelita descalza de Tours, Francia en 1843. Jesús le reveló una hermosa devoción a Su Santa Faz , Él también hizo algunas promesas para aquellos que lo honran con esta devoción. Al mismo tiempo, Él le dio la oración de la flecha de oro, pues Jesús se quejó de los pecados de blasfemia y de la profanación de los domingos. Dijo que esos pecados le atraviesan el corazón con una flecha envenenada. Después de recitar la oración de la flecha de oro, Sor María de San Pedro tuvo una visión del Sagrado Corazón de Jesús siendo herido deliciosamente; y al mismo tiempo sanado por el amor de esas heridas causadas por profanaciones de su Santo Nombre. Vio, "que fluían desde el Sagrado Corazón de Jesús, torrentes de gracias para la conversión de los pecadores."

Con esta oración la flecha dorada, una persona puede "disparar directamente en el corazón de Dios" para curar las heridas infligidas en él por la malicia de los pecadores.

Flecha de Oro
Que el más santo, más sagrado, más adorable, más incomprensible e inefable Nombre de Dios sea por siempre alabado, bendecido, amado, adorado y glorificado en el cielo, en la tierra, y bajo la tierra por todas las criaturas de Dios y por el Sagrado Corazón de Nuestro Señor Jesucristo en el Santísimo Sacramento del Altar. Amén.


Devociones al Santo Rostro de Jesús


Muchos santos a través de la historia han practicado devociones al Santo Rostro de Jesús. Verónica era una mujer santa que dio el velo a Jesús para limpiar su cara cuando el llevaba la cruz al Calvario; Jesús recompensado su generosidad imprimió su rostro en el velo de Verónica. En el momento de la resurrección, el alma de Jesús pasó a través de las sábanas que cubrían su cuerpo, esto hizo que la imagen de su cuerpo quedara impresa en ellas. Esa tela se ha mantenido por la Iglesia y se llama el Manto Santo de Turín, que representa una imagen fotográfica de todo el cuerpo de Cristo en forma negativa. Esta tela ha sido estudiada por científicos en diferentes ocasiones. En 1978, científicos de la NASA, una agencia del gobierno federal de los Estados Unidos, estudió el Manto Santo de Turín y como parte de sus conclusiones, revelaron imágenes realizados por un artista que representan el Santo Rostro de Jesús. Se trata de esta imagen:
Holy face of Jesus. Nasa

Esta imagen se obtuvo usando técnicas de procesamiento de imágenes, de negativas fotográficas del Manto de Turín.

La belleza de la cara de Jesús es la expresión de la belleza de Dios. Su belleza es incomparable; el rostro de Jesús en su humanidad es un preludio de la gran visión beatífica de que vamos a experimentar si vivimos una vida santa y entramos al cielo.
Mientras tanto, podemos ver el rostro de Jesús en la presencia de nuestros hermanos y hermanas, porque Jesús se encuentra en todos ellos, Jesús es la vida que vive en cada alma, por lo tanto, Jesús se encuentra en las necesidades de nuestros hermanos y hermanas. Cuando ayudamos a alguien en necesidad, hemos visto la cara de Jesús ya en esa persona, y Dios recompensará a nuestra caridad.

El rostro de Jesús se encuentra en el sufrimiento humano; por lo tanto, ayuda mucho que meditemos la Pasión de Nuestro Señor, porque su sufrimiento moverá nuestras almas a ser compasivos con los que sufren.

Las promesas de Nuestro Señor a los que veneran a su Santo Rostro:

suffering face of Jesus

1 – "Por la marca que ha dejado mi humanidad sus almas serán penetradas de vívida luz por mi Divinidad, de modo que brillarán en la eternidad." (Santa Gertrudis, Libro IV Cap. VII)
2 – Santa Matilde, pedía al Señor que aquellos que celebren la memoria del Su dulce Rostro, no andarán por la vida privados de Su amable compañía. Jesús responde: Ninguno de ellos andará separado de mí. (Santa Matilde, Libro 1 – Cap. XII)
3 – "Nuestro Señor me ha prometido de dejar su huella en las almas que honraran Su Santísimo Rostro dejando en ellas los rasgos de su semejanza divina." (Sor María Saint-Pierre – 21 Enero de 1844)
4 – "Por Su Santo Rostro harán prodigios". (27 octubre 1845)
5 – "Por mi Santo Rostro obtendrán la salvación de muchos pecadores. Por las ofrendas a Mi santo Rostro nada les será negado. Si supieran cuánto mi Rostro es agradable a mi Padre! (22 de Noviembre de 1846)
6 – "Así como en un reino puedes procurar todo lo que deseas a través de una moneda grabada con la efigie del rey, en el Reino de los Cielos obtendrás todo lo que desees con la moneda preciosa de Mi Divino Rostro". (29 de Octubre 1845)
7 – "Todos aquellos que honren Mi santo Rostro con espíritu de reparación, harán con El la obra misma de la Verónica" (27 de Octubre 1845)
8 – "Según la bondad que se ponga en restaurar mi apariencia desfigurada por los blasfemos, yo protegeré la apariencia de las almas suyas desviadas por el pecado: Edificaré mi imagen y la haré tan bonita como lo fue cuando salió de la pila bautismal". (3 de Noviembre 1845)
9 – "Yo Defenderé delante de mi Padre la causa de todos los que trabajan para la reparación de mi Santo Rostro con oraciones, sea con palabras, sea con escritos, aquellos que defiendan mi causa: en la muerte limpiaré la cara de sus almas, sacándole las manchas del pecado y restaurando su belleza prístina." (12 de Marzo 1846)
10- Por Mi Divino Rostro harás milagros, aplacarás la ira de Dios y atraerás del Cielo misericordia sobre los pecadores.

Oración de adoración al Santo Rostro de Jesús

Señor Jesús, tú eres el Hijo de Dios vivo, la imagen del Dios invisible, el primogénito de toda creación. Señor Jesús, Palabra eterna de Dios, por Su comando de todo ha sido creado.

Señor Jesús, adoramos la belleza de tu Santo Rostro. Tu eres la misma belleza, tú has imprimido tu belleza en todas las criaturas grandes y pequeñas, la belleza es tu firma.

Tú has hecho los seres humanos hermosos en tu santa imagen, pero hemos profanado esa Imagen Santa en nuestras almas por nuestro pecado; debido a esto, tu Santo Rostro fue profanado durante tu pasión, agonía y muerte.

Señor Jesús, purifícanos, renuévanos y restáuranos una vez más en la belleza de tu Santo Rostro. Haznos hermosos de nuevo para disfrutar de la visión beatífica de tu Rostro durante toda la eternidad. Amén.

José de Jesús y María. ¡Dios te bendiga!

Oración dorada para toda intención.

Santo Rostro - Flecha de oro

Apostolado del Trabajo de Dios - tdo©#111


videos youtube